martes, abril 10, 2007

Estamos de los nervios...

UNA MIRADA AL AIRE 5


Estamos de los nervios.

Así, sin rodeos ni eufemismos. Hasta los mismísimos nervios.

Uno no sabe si la cosa viene por la sociedad, que te obliga a vivir a ritmos inaguantables para cualquier persona humana, o si es que realmente somos así y nos gusta sentirnos más ocupados y/o preocupados de lo que de verdad estamos.

Y no es que sólo se vea a nivel de la calle, no…

Basta con poner un rato la tele, ajustarse el pinganillo de la radio un momento, y ya la tenemos liada.

Que si unos, que si otros, que si acuso, que si recrimina, que si boicoteo, que si insulto…

En serio, si en estos momentos llegaran los marcianos de Tim Burton a destruir a la raza humana, a Uno le parece que se sentarían un rato en los platillos, con las palomitas y la Coke que tomen ellos y se limitarían a disfrutar del espectáculo.

¿Es necesario que todo el mundo ande con las uñas fuera de las fundas? Vale, entiendo que no siempre se puede con buen humor por la vida esta, pero tampoco creo que sea necesario ir con el ceño fruncido a todas partes, ni enseñar la dentadura a todo el que te pare a pedir la hora.

Uno comienza a pensar, y llega a la conclusión de que quizás la vida no sea todo ser el primero, ni siquiera el segundo, ni haya que imponer por imponer, ni tampoco, claro, acatar sin más. Pero Uno se pregunta si la vida, tomada junto a unas saludables dosis de optimismo y buen humor, aderezadas (en su justa medida, por supuesto) de la mala baba necesaria para continuar el camino, no sería la receta que nos han de enseñar los cocineros de la tele (cualquiera de ellos, que mira que hay…), en lugar de ponerse a freir merluza.

Otro gallo nos cantaría, supone Uno.

Un saludín

2 comentarios:

Pedro.J Cifuentes dijo...

Bueno, desde mi experiencia como espectador pasivo de toda clase de telebasura (y te aseguro que veo mas de la que me atrevería a confesar), puedo asegurarte que el actual estado de crispación chorra televisiva es una constante universal... ¿o es que alguien se cree que los yankis, los franceses, los ingleses, los italianos, los alemanes vean otra cosa que no sean reality shows y programas tramposos tipo Dolce Vita o El diario de Patricia?

Pc, la cita la podemos posponer al jueves o el viernes, cuando te venga bien!

Conner Kent dijo...

al igual que Pedro soy consumidor absoluto de telebasura y lo que venga, pero mira el lado bueno, ves tanto que te acostumbras y al final es como una terapia antiestrés XDD