jueves, octubre 26, 2006

NI SE TE OCURRA PERDERTELO



Si lo hacen cerca de tu casa, claro.
Me refiero a un castillo de fuegos artificiales piromusical. Es decir, se trata de un castillo de fuegos artificiales, pero que se lanza acompañado (o mejor dicho, sincronizado) con una música. Pero no se trata de una música cualquiera, ni de un sonido de cualquier forma, sino de un montaje de sonido acojonante y que se complementa con el espectáculo pirotécnico de una manera que corta la respiración.
En Onda lo suelen hacer los Lunes de Feria, en la cena de peñas. Esta cena es una excusa para juntar a unas 5.000 personas en las mesas, y se nos ofrece una degustación de tombet de bou, plato exquisito, a base de carne de toro, patatas y guisantes, que lo cocinan de maravilla. Al terminar, se apagan las luces y a sólo unos 50 metros, el fuego toma el control y la música le acompaña para hacer de esa ocasión un momento mágico.
La música que sonó esa noche no la recuerdo demasiado bien, pero sí me acuerdo del tramo en qu sonó Memorias de África. Una sensación impagable.
Es un espectáculo caro y complejo, pero te aseguro que vale, y mucho, la pena.
Un saludín

No hay comentarios: