martes, febrero 21, 2006

YA ME HE UNIDO A BOOKCROSSING

Grácias a las indicaciones de Dueña del Viento, que atentamente aguantó todas mis preguntas, he decidio dar (por fín) el gran paso, y me he registrado en bookcrossing, el movimiento que persigue la "liberación" de libros en lugares de paso de gente. De esta manera, un libro que está cogiendo polvo en la estantería, puede ser disfrutado por otra persona, que, al encontrarlo, debe introducir en la web de bookcrossing el número de control (BCID) que lleva el libro en su ficha.
Así, es posible seguir el rastro del libro a través de los distintos propietarios , o mejor dicho, lectores, que va teniendo.
Porque esa es otra... Se trata de que la persona que lo encuentre, lo lea, lo disfrute, y después, lo vuelva a liberar.
Es curioso ver hasta donde puede llegar un libro de esta manera...
Hay casos en que el libro en cuestión ha traspasado fronteras, océanos y se ha encontrado a miles de kilometros del lugar donde originalmente se liberó.
Por ahora, libero uno, aquí en Onda, pero pronto, lo haré de forma más habitúal.
Un saludín.

No hay comentarios: